Vrebat Producciones

Somos la creacion, en su maxima expresion...

CarbFix

Los avances tecnológicos cada día son más sorprendentes. El año pasado en junio un grupo de científicos encontró una forma eficiente de limitar las emisiones de CO2 y contribuir a frenar el cambio climático transformando el dióxido de carbono en piedras…increíble ¿no?

Este experimento es conocido como CarbFix  y su objetivo principal es imitar el proceso natural de almacenamiento de CO2 que actualmente ya es observado en rocas basálticas en los campos geotérmicos de Islandia. Las implicaciones del proyecto para la lucha contra el calentamiento global son muy elevadas ya que existen muchas formaciones basálticas en el mundo que pueden ser susceptibles a inyecciones de CO2.
 
El proyecto se está realizando en la Central Eléctrica de Hellisheidi en Islandia y el 2 de junio del 2016 publicaron en la revista 
Science los resultados obtenidos. Los científicos lograron inyectar CO2 con agua en un subsuelo de roca volcánica, teniendo como resultado la solidificación total (mineralización) en un período menor a los dos años. Aunque existen aún pruebas para delimitar si el CO2 que se almacenó en estas rocas se mantenga estable y libre de fugas.
 
Juerg Matter, quien lidera esta proyecto, declaró a la BBC que de las 220 toneladas CO2 que se inyectaron en el subsuelo inslandés, el 95% se convirtió en piedra caliza en un tiempo record menor a 2 años. “It was a great surprise for team, we thought ‘it happen really fast’...¡we were ecstatic!…”



80a8b8_24eb40f05c384e9a93a4549b5b1f9260-mv2


Este proyecto ha tenido diferentes pruebas para lograr almacenar el CO2, se intentó con piedra arenisca, acuíferos salados de gran profundidad y pozos de petróleo o gas en desuso, con el objetivo de que las capas impermeables de las rocas sirvieran de protección para evitar que el dióxido de carbono tuviera un fuga y volviera de a la atmósfera.
 
La captura y almacenamiento de carbono (Carbon capture and storage, CCS) es una de las grandes promesas para combatir el calentamiento globlal de acuerdo a declaraciones del Grupo Intergubernamental de Expertos en el Cambio climático de la ONU; los investigadores afirman que una vez se haya comprobado la fiabilidad del proyecto lo que se necesitará para impulsarlo serla la voluntad política para otorgar incentivos.
 
El grupo de investigadores están trabajando en la planta de energía geotérmica Hellisheidi, la cual es la instalación geotérmica más grande del mundo. El proceso para lograr esta mineralización consiste en c
ombinar el CO2 residual y agua para conseguir un líquido que posteriormente es inyectado a cientos de metros de profundidad en los basaltos volcánicos de Islandia.

El proceso químico por el que pasa esta solidación es relativamente sencillo, al tener el agua un PH bajo (3.2) contribuye a disolver los iones de calcio de magnesio en los basalto, los cuales reacciona con el dióxido de carbono para hacer carbonato de calcio de magnesio… fácil ¿no?
 
“...En el futuro, se podría pensar en utilizar este experimento para centrales eléctricas, en lugares donde hay una gran cantidad de basalto, las posibilidades son infinitas…”, declara Martin Stute, miebro del Observario de la Tierra Lamont.Doherty de la Universidad de Columbia.
 
Una de las limitantes que tiene el proyecto son los costos. La captura y almacenamiento de carbono en las centrales eléctricas y otros complejos industriales es valor elevado y al momento no cuenta con los incentivos necesarios para hacerlo a un nivel macro, además es considerara como poco rentable. Esto sucede a menudo cuando un grupo de personas logran un avance tan significativo, los gobiernos y empresas sólo piensan en la rentabilidad que pueden lograr en término monetarios pero 
no se detienen a pensar en la rentabilidad que tendrá para el planeta.
 
La estación de energía geotérmica Hellisheidi ha avanzado más allá del experimento y está inyectando de forma continua cantidades más grandes de CO2 en su subsuelo.
 
Esperemos que en un futuro cercano este proyecto salga a la luz y no se quede en la caja, que pueda ser un proyecto sustentable y con la mínima utilización de recursos naturales.

Proyecto CarbFix2

El proyecto CarbFix2 se inició el 1 de agosto de 2017, con el objetivo de mover la tecnología CarbFix demostrado desde la fase de demostración a una cadena completa CCS general y económicamente viable que puede ser utilizado a través de Europa y en todo el mundo. Está financiado por la Unión Europea a través H2020.
 
El proyecto CarbFix2 consta de siete paquetes de trabajo distintas (WP):

  • Gestión de Proyectos WP1
  • Captura WP2 aire utilizando el calor residual
  • En la orilla de la inyección WP3
  • inyección WP4 Off Shore
  • análisis WP5 económica / viabilidad de todo el ciclo de CCS
  • PT6 difusión y participación del público
  • WP7 Ética

holutoppur-web



Fuente:
Planeta-2.com, OR Orkuveita Reykjavíkur